La Idea



La Idea


AUTOBUSES LOW COST
 es un proyecto ideado para optimizar los recursos de una compañía de transporte de viajeros consiguiendo grandes ventajas y beneficios en el consumidor y usuario de este tipo de servicios, tanto en calidad, al tratarse de viajes directos entre origen y destino (sin paradas) como en precio (asegurando los mejores precios del mercado).

 

AUTOBUSES LOW COST no es una línea regular de transporte de viajeros que ofrezca servicios y frecuencias diariamente para el público en general, sino una plataforma de viajes discrecionales y turísticos que pretende optimizar los viajes  en vacío de los autobuses que operan con frecuencia este tipo de servicios por toda Europa. Por eso, los viajes internacionales se cargan en la plataforma en función de los vacíos existentes en cada momento del tiempo, no pudiendo garantizar un sistema de idas y vueltas de forma planificada, siendo el usuario el que tendrá que ver cual de los viajes cargados en la plataforma se ajusta mejor a sus necesidades. 

 

Adicionalmente, el proyecto AUTOBUSES LOW COST ha intentado eliminar todos los costes no imprescindibles para la organización de los viajes, tales como tasas en estaciones de autobuses, taquilleros, máquinas expendedoras… simplificando toda la organización a un sistema de billetes online a través de una plataforma web compartida entre un Tour Operador profesional (INCOMING BULL – VIAJES MARCONI) y la División de transporte discrecional y turístico en España de la multinacional de transporte de viajeros líder en Europa (GRUPO ARRIVA).

 

La supresión de todos los costes fijos y estructurales, así como la supresión de los costes comentados no imprescindibles para la organización de los viajes, por el aprovechamiento de los tráficos en vacío existentes por toda Europa en el mercado discrecional y turístico, permite al usuario habitual de viajes internacionales en autobús (mercado totalmente desregulado y en régimen de competencia) beneficiarse de precios excepcionales (los mejores del mercado) a una calidad inclusive mayor, puesto que todos los itinerarios son directos (sin paradas) entre el origen y el destino (salvo la parada técnica a la mitad del camino para el descanso del conductor y de los viajeros) optimizando el tiempo de viaje.